Es war einmal...

barrio

El pasado 9 de julio fallecía casi al instante, después de una terrible cogida que tuvo lugar en la Feria del Angel de Teruel, el torero Víctor Barrio (29). Las redes sociales se volcaron con la viuda y el mundo taurino entró en shock. Pero, como en nuestra sociedad infantilizada e irresponsable hay mucho miserable suelto, algunos se dedicaron, sí, aunque suene increíble, a decirle a la viuda que celebraban la muerte. La mayoría,  gente que se considera antitaurina o animalista. Es decir, de esos que se creen buena gente porque les gusta defender a los animalitos. Pero luego celebran muertes humanas.

Frank Cuesta tuvo que salir a recordarles que celebrar la muerte de una persona no los hace defensores de los animales, sino mala gente. Gentuza diría yo.

Ya se han anunciado las más que merecidas querellas . Espero que se les caiga el pelo.

cuesta

De todos los hideputas

Ver la entrada original 230 palabras más

Anuncios